Yo, software

Manos reales, vozz real... ¡qué bien!

Mi primer derrame de código sobre la tierra. Apuesto a que el contacto directo nos vendrá de lo mejor para despojarnos de unos cuantos prejuicios artificiales.

0 notas:

Publicar un comentario