Fragmentos de gallina

En un cruce del ferrocarril transiberiano descansa una gallina de aspecto indeciso.

El porvenir le reservaba tres destinos: ser devorada, ser cocinada, o ser aplastada por un tren cargado de uranio a 110 millas por hora.

La gallina del cruce del transiberiano no está indecisa. Es el porvenir, que no sabe qué hacer con ella.
- Kevin Fernández Delgado

2 notas:

ZorphDark dijo...

Me gustó mucho el minicuento que obtuvo el Gran Premio de la última edición del concurso El Dinosaurio". Aquí publico un pequeño fragmento. Felicidades a Kevin, el autor.

localghost dijo...

he is ok!

Publicar un comentario